SKIN © XR3X
x

Jump to content


* * * * * 2 votos

Saint Seiya: El Mito de la Guerra Santa.

Saint Seiya Santuario Guerra Santa Otros

  • Por favor, entra en tu cuenta para responder
204 respuestas a este tema

#141 T-800

T-800

    Miembro de honor

  • 15,456 mensajes
Pais:
Peru
Sexo:
Masculino
Signo:
Cancer

Publicado 17 febrero 2018 - 13:48

Svensson de Basilisco tiene un poder fumado

 

esos soldados eran muy valientes o por lo menos muy testarudos al querer luchar

contra un adversario tan poderoso

 

al parecer el plan de Hypnos esta funcionando


HtRhFQg.jpg

 

Concurso Santuario Saint Seiya de Fics        YA PUEDEN VOTAR 

 

Ficker's Nobels Awards – 2019     YA PUEDEN   VOTAR 


#142 Kael'Thas

Kael'Thas

    y nos despertamos sin saber qué pasa,

  • 6,952 mensajes
Pais:
Chile
Sexo:
Masculino
Signo:
Tauro
Desde:
Santiago, Chile

Publicado 18 febrero 2018 - 18:59

Buenos capitulos y debes ponerte al día con el mío


afegptF.png


#143 Αλάλα

Αλάλα

    Black UFO

  • 400 mensajes
Pais:
Colombia
Sexo:
Femenino
Signo:
Cancer
Desde:
Quito, Ecuador

Publicado 02 marzo 2018 - 14:48

De nuevo al día xD Vaya, el guardian esquelético está medio tocado xD Bueno, el odio nos vuelve así (? Qué agradable sujeto xD

Me da también curiosidad Gallard, así que, ¿está allí casi o del todo obligado? Si lo está, qué planes tuvo antes de ser caballero, creo que es el que más me interesa saber de su pasado. Aunque si dices que Acuario es más interesante en esto, hmm xD

 

Y vaya, el último capítulo estuvo muy bueno, una interacción entre estos guerreros y los humanos corrientes, en la misma serie creo que solo se vio una o dos veces, y en el anime porque el manga creo que no xD El veneno sin duda debe ser bastante poderoso, para atravesar los trajes antirradiación, hmm!!

 

Muy buenos los capítulos, insisto en un poco más de descripción del entorno y en especial en los cambios de escena, pero nada mal xD Saludos!!


56760_s.gif


#144 Dbicho

Dbicho

    El Lag nos hace violentos, los videojuegos no.

  • 577 mensajes
Pais:
Paraguay
Sexo:
Masculino
Signo:
Capricornio
Desde:
Capiatá, Paraguay

Publicado 08 marzo 2018 - 11:59

Antes que nada, estuve inactivo estos días gracias a mi nuevo trabajo que me succiono todo(literalmente), pero ya estoy aquí de nuevo XD.

 

Gracias!

 

En realidad es el veneno del propio basilisco, que en la mitología lo describían como el mas peligroso y casi sin cura.

 

De echo el del basilisco no le llega a los talones al de Samael, la razón por la cual mato rápidamente a los habitantes es que estos lo inhalaron y el efecto fue mucho mas rápido

 

 

Antes que nada, Feliz Dia Girl!!.

 

Como me recomendaste les daré personalidades un tanto distintas a las que mostraron en el clásico y en TLC, pero sin desviarme tanto.

 

La batalla entre los soldados y el espectro solo es el inicio.

 

T-800:

 

No es que tenga un poder fumado, solo que se enfrento a humanos comunes y ya, de echo si no hubiese tenido el casco de la surplice el primer disparo ya lo hubiese matado. Al final es un simple mortal como todos xD.

 

Los soldados solo cumplían con su deber.

 

El plan de Hypnos funcionara mas aun con los siguientes caps.

 

Mystoria:

 

Ya estoy al corriente XD

 

Que bueno que te gusto!

 

Raissa: (perdon tu Nick no se escribirlo xD)

 

El caso del guardia esquelético es algo especial puesto que athena le prometió algo que no cumplió y eso lo obligo a permanecer allí desde la era del mito, y si acumulo mucho odio jaja.

 

En la familia de Gallard, que por cierto tiene linaje real. El desde que nació (coincidente mente bajo el signo de la cabra montes), fue elegido para ser el siguiente santo de esa constelación, tanto por su familia como por el santuario. Cosa que el nunca estuvo de acuerdo.

 

Lo de humanos contra espectros o otras criaturas mitológicas es algo que pondré un poco mas en el fic, para explotar esa parte de que pasa con la humanidad durante la guerra santa.

 

Y con la descripción del entorno :c    sigo trabajando en eso XD

 

Saludos!!!


Editado por Dbicho, 08 marzo 2018 - 12:16 .

d8420733849616ffb973f087087a4e60o.png

 


#145 Dbicho

Dbicho

    El Lag nos hace violentos, los videojuegos no.

  • 577 mensajes
Pais:
Paraguay
Sexo:
Masculino
Signo:
Capricornio
Desde:
Capiatá, Paraguay

Publicado 08 marzo 2018 - 14:01

Cap 20. Aquel que Teme.


 

¨Es extraño que alguien como tu haya decidido renacer como un humano¨. Ajax no podía sacar esa frase de su cabeza, que le habrá querido decir aquel carcelero.

 

Desde su visita a ese extraño ser, no había podido conciliar el sueño. Constantes pesadillas lo perseguían, eran imágenes de muerte y destrucción.

 

El joven tenia ambas manos cubriendo su cabeza, estaba sentado con ropa de civil en medio de una concurrida calle, en alguna ciudad de américa.

 

— Deja de comportarte como un inútil, y ponte de pie — dijo una voz a sus espaldas.

 

Se trataba del León dorado, Lykos. Vestido con una chaqueta de cuero y unos jeans un tanto ajustados, sostenía en su mano una pequeña brújula metálica.

 

— Lo siento, señor Lykos — murmuro Ajax incorporandose.

 

— Si la información que nos facilitaron es correcta, la bestia debe de estar por esta zona — comento el santo de oro, con cierto desdén.

 

— ¿Que clase de bestia es la que buscamos? — pregunto otra voz. Esta vez la persona que formulo la pregunta estaba frente a ellos, recostado por un mural. Tenia el cabello negro rizado y la piel morena.

 

— Algo que fue encerrado en el Tártaro, y liberado recientemente por el poder de Hades — replico Lykos, observando la flecha roja de la brújula, apuntar hacia un parque cercano.

 

Los tres santos comenzaron a caminar hacia donde les indicaba la pequeña flecha, la cual permaneció fija hacia una dirección en concreto.

 

Se detuvieron entonces frente a la entrada de un gran y conocido sitio publico.

 

— Así que... — dijo el tercer hombre que los acompañaba.

 

— Central Park — añadió Lykos, encogiendo los hombros, y dando un pequeño suspiro.

 

Desde que Hades comenzó a manifestar su cosmos en la tierra, sus espectros comenzaron a reunirse bajo las ordenes de Pandora. Por su parte los Dioses Gemelos ya trazaban sus planes para la guerra.

 

Sin embargo algo mas sucedía al mismo tiempo. Existe solo una persona capaz de romper los sellos de las bestias míticas que fueron encerrados en el tártaro y es Hades, que pese a que no se ha manifestado físicamente aun, su poder ya puede sentirse por todo el mundo, rompiendo las cadenas que detenían a algunas de esas criaturas.

 

Por esa razón, el Santuario comenzó a enviar a distintos soldados de bajo rango a lidiar con esos problemas. Pero debido al cosmos que se irradiaba en Central Park, se necesitaba de la supervición de un Santo de Oro ante cualquier eventualidad.

 

Mientras los tres caballeros caminaban por la senda del parque, oian a algunos de los transeuntes hablar sobre lo ocurrido en Europa, mas especificamente en Praga.

 

— ¿Crees que tengan idea de lo que esta sucediendo? — Pregunto Ajax con cierto temor.

 

El santo dorado hizo caso omiso a esa pregunta, que fue respondida por el otro hombre, quien era el Santo de Plata de Centauro.

 

— No... no tienen ni idea, pero dentro de poco lo sabrán —, sonrió levemente y luego continuo, — pero no te preocupes chico, para eso estamos nosotros —. Con eso intentaba calmar un poco a Ajax, pero no lo logro, ya que seguía viéndose con mucha preocupación.

 

Lykos se detuvo en seco, los otros dos hicieron lo mismo. El santo de leo tenia la vista clavada en un punto especifico. Mientras que la brujula comenzaba a dar vueltas rapidamente.

 

— ¿Sientes eso? — pregunto el dorado, observando a Ian, el santo de Centauro.

 

— Así es... una tremenda presión y un gigantesco cosmos que surge... — le respondió este.

 

— ¡Viene de ese lugar! — exclamo Ajax, señalando hacia el lago que se encontraba en medio del parque.

 

Ajenos a lo que podría ocurrir, las personas que se encontraban en el lugar, seguían con sus rutinas diarias. Algunas hacían caminatas, otros paseaban a sus mascotas, algunos vendían comidas rápidas y otros simplemente pasaban por ahí.

 

Todo cambio repentinamente, con un gran estruendo que provino del lago. Una gran masa de agua se elevo varios metros, y todas las personas que se encontraban cerca fueron arrojadas con violencia hacia distintas direcciones, por la potente onda expansiva.

 

Los tres santos, mantuvieron la posición. Mientras observaban emerger a la criatura del lago.

 

— Es una gigantesca... — dijo Ajax sin terminar la frase, pues el y sus dos compañeros, tuvieron que esquivar una gran columna de agua que vino directamente hacia ellos.

 

— ¡Serpiente! — grito Ian, posicionándose sobre las ramas de un árbol cercano.

 

La gigantesca criatura, cuyas brillantes escamas blancas, media mas de treinta metros de largo. Y se erguía imponente frente a toda la ciudad. Pese a su tamaño, era increíblemente veloz.

 

Ya que de un coletazo fue capaz de arrasar con medio parque en un instante, matando a decenas de personas, sin que los tres santos pudieran hacer algo.

 

— Una de las tantas serpientes que azotaron los mares antiguos — indico Lykos, quien se encontraba casi sin inmutarse, ¡de pie sobre la cabeza de la criatura! — Creí que Poseidon los había matado a todos, pero al parecer solo las encerró en el Tártaro — añadió, cargando su puño derecho con cientos de destellos eléctricos.

 

Y en un abrir y cerrar de ojos, el santo de oro se encontraba ya en el suelo, con su puño golpeando la tierra, y una gran estela dorada descendía a su espalda.

 

Un potente rayo cayo luego de unos segundos, dándole de lleno a la Serpiente que comenzó a retorcerse del dolor, hasta que finalmente cayo a un lado de Lykos, quien se limpiaba la chaqueta.

 

— Con eso bastara — murmuro este, regresando junto a sus compañeros.

 

Un fuerte y chirriante silbido cubrio toda la zona, y sin que pudiese defenderse el santo de Leo recibio una gran embestida por parte de la cola de la serpiente, que aun seguia viva.

 

El santo, salio volando hasta estrellarse contra un árbol, el cual lo partió en dos por el impacto.

 

Ajax e Ian, se quedaron frente a frente con la gran bestia, la cual herida se incorporaba con una rabia tremenda.

 

Esta abrió sus fauces, enseñando una larga hilera de filosos dientes, sus ojos rojos resplandecían con furia y seguidamente lanzo una especie de rugido, pero mas que eso sonaba como un silbido estridente, el cual parecía hacerte estallar la cabeza.

 

Los dos muchachos tuvieron que taparse los oídos por el grito de la criatura, que comenzaba a zigzaguear frente a estos.

 

— Maldición, mis tímpanos van a estallar — grito Ian de Centauro, mientras caía sobre una de sus rodillas.

 

Ajax, pese a estar sometido también a la tortura de escuchar tal rugido, pudo concentrarse y elevar su cosmos, llamando así a su Cloth.

 

La cual cubrio su cuerpo, y pudo safarze del sometimento que el chillido de la Serpiente producia.

 

¡DRAGÓN NACIENTE!


 

Exclamo el muchacho, extendiendo el puño derecho hacia la criatura. Surgió entonces un gran dragón carmesí con las fauces abiertas la cual impacto en la mandíbula baja de la bestia cerrando su boca y parando con el molesto silbido.

 

— ¡Ahora retrocedamos! — grito el joven, tomando a su compañero de Plata, alejandoce del sitio.

 

La serpiente había quedado aturdida, y mientras se revolcaba tratando de recuperarse, causaba mas daños y destrozos por la ya devastada zona.

 

Varios helicópteros sobrevolaban la zona, la mayoría de los pilotos estaban con rostros incrédulos al ver semejante cosa en medio del Central Park.

 

La policía que llego a la zona, pidió mas refuerzos, pero entonces un gigantesco destello dorado cubrió todo el lugar.

 

De entre el polvo y el humo, Lykos se acerco hasta el lugar donde la Serpiente se revolcaba. El joven tenia la chaqueta rota, y los pantalones desgarrados.

 

La serpiente giro sobre si misma, para ponerse cara a cara con el dorado, quien poseía una mirada fulminante y una gran rabia demarcada en su rostro.

 

— Maldita bestia — murmuro el santo de oro, cubriéndose con un aura dorada. — ¡Vas a pagarme ese golpe! — exclamo, dando un gran salto hacia la criatura y propinándole un potente puñetazo en la mandíbula.

 

El puño del santo se encontraba cubierto por el manto dorado de leo, el cual brillaba con una gran intensidad.

 

El animal lanzo un fuerte chillido, a la par que la armadura del leon dorado, recubria el cuerpo de Lykos.

 

— Veamos si aguantas otro golpe — dijo el santo de oro, quien cargaba su cosmos en sus dos puños, lanzando varios relámpagos hacia todas direcciones.

 

Pero entonces, la serpiente comenzo a ladear la cabeza de izquierda a derecha, y seguidamente abrio sus fauces ampliamente, y ocurrio lo inesperado. Comenzaba a dividirse en dos.

 

Lykos dejo de elevar su cosmos para presenciar aquel acontecimiento, sus ojos no daban crédito a lo que estaba viendo.

 

— Es imposible — comento Ian de Centauro, quien ya llevaba puesto su armadura.

 

— Acaso esa cosa es... — añadió Ajax, quien ayudaba a los heridos a alejarse de la zona.

 

El santo de oro de leo sonrió, pues su sangre comenzaba a arder al ver a aquella criatura convertirse en lo que verdad era.

 

Un verdadero reto para cualquier Santo de Athena, o guerrero de cualquier Dios.

 

La mítica y poderosa...¡HIDRA DE LERNA!.

 

Con un rugido aun mas potente gracias a su otra cabeza, la bestia se abalanzo sobre el santo dorado, quien lo esquivo a duras penas.

 

La cabeza derecha lanzo un torrente de fuego, mientras que la otra una nube de gas verdoso. La cual al ingresar en contacto con las flamas genero una inmensa explosion que devasto aun mas el area.

 

Lykos fue arrojado hacia la entrada del parque, la cual se encontraba lleno de agentes policiales y militares.

 

El joven santo escucho a los soldados dar la orden de ataque, pero antes que pudiera detenerlos, los zumbidos de los misiles y distintas municiones pasaron sobre su cabeza.

 

— ¡Dejen de atacarla, solo la van a volver mas peligrosa de lo que ya es! — grito este, pero fue en vano.

 

Una serie de grandes explosiones habia dejado ya irreconocible lo que alguna vez fue central park.

 

¡Alto!, se oyó decir entre los soldados, esperando que se disipe la gran humareda que había en el sitio.

 

El santo de Leo se hacerco hasta ellos con un rostro no tan amigable, y uno de los soldados de alto rango lo vio, pero penso que se trataba de algun lunatico por vestir una armadura y simplemente lo ignoro.

 

— ¡Vengo de Grecia, el Santuario me envió a acabar con esa bestia y ustedes lo han empeorado! — grito con rabia el muchacho.

 

Al oír la palabra Grecia y Santuario, uno de los oficiales el cual era calvo y llevaba lentes obscuros, se acerco hasta el Santo de Leo.

 

— Así que tu... eres uno de esos hombres que — dijo, pero fue interrumpido por el caballero dorado, que lo tomo de su chaleco amenazándolo.

 

— Si esa cosa multiplico sus cabezas después de lo que hicieron, sera mejor que se despidan de esta ciudad — indico Lykos, soltándolo y volteando hacia la entrada del parque.

 

Ian, el santo de plata de Centauro llego junto a el en casi un instante, tenia noticias para el.

 

— Ya no hay ningún civil en un área de mas de dos kilómetros, Ajax vigilara que nadie se acerque — fue lo que dijo.

 

El santo de leo extendio su brazo derecho hacia los militares, indicándoles que no intervengan.

 

Aquel oficial de alto rango, asintió con la cabeza y ordeno una retirada de sus tropas.

 

— ¿Señor que esta ocurriendo? — pregunto uno de sus soldados.

 

— Dejar esto en las manos de las personas correctas — sentencio el hombre con una gran firmeza.

 

Tanto Lykos e Ian saltaron directamente al corazón del parque, en donde el cosmos de la Hidra aumentaba cada vez mas.

 

— Nunca pensé que me enfrentaría a algo así, siendo franco siempre pensé morir a manos de otro guerrero — comento el santo de plata.

 

— Yo tampoco pensé enfrentarme a una bestia de esta magnitud, y claro que no pensaba morir a manos de nadie — le respondió con una ligera sonrisa Lykos.

 

Frente a ellos la espectral sombra de la bestia mítica se movía entre el humo, con mas de un par de brillantes ojos centelleando en la obscuridad. Los dos santos elevaron sus cosmos listos para la batalla.

 

— Si esa criatura llega al mar, la perderemos y sera un peligro aun mayor — pensaba Ajax, el santo de bronce de Dragón, el cual observaba todo desde el tejado de un edificio cercano.

 

El joven se llevo la mano al pecho, quejandoce del dolor, y frunció el ceño ante eso.

 

Un fuerte chillido provino del parque, y un gran relámpago dorado cayo instantes después.

 

Una inusual batalla ante un inusual enemigo, esta guerra derramara mucha mas sangre de lo que se piensa y nadie podrá detenerlo.

 

 

 

Continuara.

 

 

 

 

Datos extras: La Hidra, es normalmente representada en la mitología con cuerpo de lagartija, incluida la de Lerna que era la única con la capacidad de multiplicar sus cabezas, de ahí que la hayan reconocido como tal. Aquí tiene cuerpo de serpiente, solo para hacerla mas peligrosa, pero eventualmente recuperara sus patas.

 

Otra dato seria que dicha criatura solo multiplica su cabeza cuando es herida de gravedad, o cuando se siente muy amenazada, y si es decapitada crecerán dos cabezas mas haciéndola mas peligrosa. 

 

 

 


d8420733849616ffb973f087087a4e60o.png

 


#146 Αλάλα

Αλάλα

    Black UFO

  • 400 mensajes
Pais:
Colombia
Sexo:
Femenino
Signo:
Cancer
Desde:
Quito, Ecuador

Publicado 08 marzo 2018 - 17:36

Aw, malvada Athena, me pregunto qué era lo que le prometió al carcelero, hmm, qué interesante.

 

Ya volviendo al capítulo en sí, qué interesante batalla con la hidra (al principio dije, es esa bestia!! pero no me acordaba del nombre xD) Y como siempre, el ejército más inútiles que Saori :v aunque parece que varias personas 'civiles' conocen del Santuario, como el hombre de lentes, me pregunto si serán algo así como Mitsumasa, que supieron por 'casualidad', viejos caballeros o aspirantes a serlo que no lo fueron, en fin, muchas preguntas xDD

 

A Ajax le sigue sonando lo que le dijeron, creo que ya es cuestión de tiempo a que algo haga aparecer a Hades, y creo que no va a ser en una situación muy bonita que digamos xD

Espero halles manera de continuar tu historia a la par de tu trabajo, ánimo!

 

Saludos.


56760_s.gif


#147 Ivan de Virgo

Ivan de Virgo

    El Caballlero Dorado Legendario de Virgo

  • 2,961 mensajes
Pais:
Peru
Sexo:
Masculino
Signo:
Virgo

Publicado 09 marzo 2018 - 00:45

Esa hidra si que es muy fuerte

La policía y los militares poco o nada tienen que hacer ahí, dudo q ellos se encarguen de un ser mitológico como la Hidra, si un caballero dorado no puede solo, peor ellos

Me gustó la batalla, buen capítulo

WaoYB6M.png

 


#148 T-800

T-800

    Miembro de honor

  • 15,456 mensajes
Pais:
Peru
Sexo:
Masculino
Signo:
Cancer

Publicado 09 marzo 2018 - 08:49

-la aparición de bestias mitológicas parece interesante

 

-esa serpiente si que era resistente

 

-lastima que no estaba el poderoso ichi de hidra o a Docrates  para que ayuden a los caballeros--XD

 

-buen capitulo


Editado por T-800, 05 enero 2019 - 15:05 .

HtRhFQg.jpg

 

Concurso Santuario Saint Seiya de Fics        YA PUEDEN VOTAR 

 

Ficker's Nobels Awards – 2019     YA PUEDEN   VOTAR 


#149 girlandlittlebuda

girlandlittlebuda

    Souldgodiana de corazón

  • 2,250 mensajes
Pais:
Mexico
Sexo:
Femenino
Signo:
Virgo

Publicado 09 marzo 2018 - 20:33

Me pregunto si la presencia de Ajax no complicará algo el enfrentamiento con la Hidra. O será que esto revelé el secreto que se esconde dentro del chiquillo?

También me parece muy buena idea introducir bestias mitológicas en tu fic.

Te deseo que te vaya muuuuuy bien en tu trabajo y que en la medida de tus posibilidades sigas con la historia.


Saludos Dbicho

ZVUEAsd.jpg?1

 

"Aunque nadie puede volver atrás y hacer un nuevo comienzo, cualquiera puede comenzar a partir de ahora y hacer un nuevo final"


#150 Kael'Thas

Kael'Thas

    y nos despertamos sin saber qué pasa,

  • 6,952 mensajes
Pais:
Chile
Sexo:
Masculino
Signo:
Tauro
Desde:
Santiago, Chile

Publicado 13 marzo 2018 - 11:36

Menos mal que recapacito el policia de alto rango 


afegptF.png


#151 Dbicho

Dbicho

    El Lag nos hace violentos, los videojuegos no.

  • 577 mensajes
Pais:
Paraguay
Sexo:
Masculino
Signo:
Capricornio
Desde:
Capiatá, Paraguay

Publicado 15 marzo 2018 - 11:13

 

Lo que le paso esta en su ficha XD, pero aquí se sabrá en un tiempo jaja.

 

La mayoría de los altos mandos conocen el secreto del santuario, algo así como en el Episode g assassin. y si hay algunos soldados que fueron rechazados mas bien por filtrar información o simplemente por inútiles.

 

Hades se manifestara de muchas formas antes de hacer una aparición física por así decirlo jaja.

 

Ya encontré una manera, en mi horario libre puedo entrar al foro... Triunfo el Mal!!

 

Saludos!

 

 

 

 

Es una bestia mitológica, no quería hacerla débil pues es la que murió/enviada al tartaro a manos de Hercules o Heracles xD

 

AL menos fueron inteligentes al dejar la situación en manos de los santos, pero se mantuvieron al margen para ayudar si se presenta la ocasión.

 

Gracias!, Saludos.

 

 

 

- Para darle mas variedad y explotar mas la mitología xD

 

- La Hidra es mas fuerte que un santo de plata, y casi como un Dorado, la diferencia radica en la experiencia que tenga el gold saint para enfrentarle, por eso se ve fuerte. 

 

- Ichi hubiera salido corriendo xD, y Docrates con tan solo escuchar las sirenas ya hubiese cruzado el mar xD.

 

- Ya me inscribí en tu dinámica!

 

Saludos!

 

 

 

Hola!! n.n 

 

En si Ajax sera importante en la pequeña batalla que tendrán, pero no representara un problema por ahora. Su secreto se revelara en este arco.

 

- No solo incluiré a la Hidra, también existen otras bestias mas que serán duros rivales, para darle un plus al ejercito de Hades, que de por si con solo cuatro o cinco espectros que alcanzan el nivel de un gold me parecía algo desbalanceado xD.

 

- Gracias!!!!, ya encontre la forma de entrar al foro jajaj, y ya tengo mas libertad por ahorita

 

Saludos Girl n.n!!!!

 

 

 

 

 

Tenia que hacerlo, o de lo contrario seria comida de Hidra xD

 

Gracias por pasar por aquí compañero!


d8420733849616ffb973f087087a4e60o.png

 


#152 Dbicho

Dbicho

    El Lag nos hace violentos, los videojuegos no.

  • 577 mensajes
Pais:
Paraguay
Sexo:
Masculino
Signo:
Capricornio
Desde:
Capiatá, Paraguay

Publicado 15 marzo 2018 - 13:35

Cap 21. Aquel que Falla.


 

Santuario, Grecia.

 

Aposentos de su Ilustrisima.

 

Aquel hombre que se encontraba por encima de los ochenta y ocho guerreros de la orden Ateniense, encorvaba su figura en aquel sillón en medio del gran salón en una gran soledad.

 

Parecía estar dormitando, puesto que sus ojos no se vislumbran por la sombra proyectada del casco que portaba.

 

— ¿Argos? — dijo una voz femenina con gran tranquilidad.

 

El pontífice giro levemente la cabeza para ver a la joven que se encontraba de pie a su izquierda. Y seguidamente pregunto con un tono de voz que recordaba la forma en la que un padre le habla a su hija.

 

— Athena, ¿se encuentra bien?, ¿necesita algo? — El hombre no uso el sustantivo de señorita, puesto que la joven había pedido que no se refirieran a ella como tal, o como Diosa.

 

— Siento que el poder de Hades se acrecienta cada vez mas, y no solo eso también el cosmos de todas las personas del mundo están disminuyendo — comento sosteniendo con fuerza a Nike.

 

Argos se puso de pie casi de forma inmediata. Pues era la primera vez que la deidad sentía eso. Lo cual significaba solo una cosa... estaba despertando su verdadera personalidad.

 

— ¿Puede indicarme en que parte del mundo siente el poder de Hades? — pregunto con gran amabilidad el Patriarca.

 

Ante eso Athena bajo la mirada, tratando de esconder su rostro debido al temor que sentía por el Cosmos del Dios del Inframundo.

 

— En occidente, no se precisamente donde, pero se encuentra al otro lado del mar — murmuro esta.

 

— No debe de temer, usted es una Diosa, y como tal posee un gran poder, ademas estamos nosotros sus protectores — Indico Argos, dándole una pequeña caricia en la cabeza a la joven Athena. — Llegara el momento en el que usted también luchara, y debe de estar preparada para ello —. añadió este.

 

— Pero... ni siquiera se usar el arco, ni puedo cargar una espada, como preten... — decía la muchacha antes de ser callada por su ilustrisima.

 

— Oh.. si que sabe luchar, y si que dominas todas las armas, eres la Diosa de la Guerra, solo que no recuerdas como hacerlo, tal vez producto de que naciste lejos del Santuario — le explico Argos, sonriendo un poco.

 

La joven mantenía la cabeza baja, tratando de recordar algo. Y había momentos en los cuales lo hacia, aunque eran recuerdos fugaces. Un hombre con una armadura alada plateada frente a ella, y dos con armaduras doradas a cada lado suyo.

 

Probablemente eran visiones del pasado, había veces que le molestaba. Pero conforme pasaba el tiempo se iba acostumbrando.

 

— ¿Como acabo la anterior guerra, señor Argos? — pregunto la joven, avanzando hacia la puerta principal del salón.

 

No tenia sandalias, estaba descalza le gustaba andar así por ese templo, puesto que la gran alfombra rojiza que cubría la mayor parte de este, le resultaba en una agradable sensacional. ¨Es como pisar el pasto mas suave que exista¨. Solía decir.

 

Su Ilustrisima lo siguió, mientras se sacaba el casco que cubría su rostro.

 

— Esta mas interesada en la guerra, si sigue así pronto despertara — pensaba con cierta tranquilidad Argos. — La anterior guerra... — dijo, acomodan doce el flequillo.

 

Athena se detuvo frente a la gran puerta en la entrada del templo, y levanto la mirada hacia el Santuario.

 

— Una gran y hermosa vista — Penso esta, sonriendo levemente.

 

— Creo que ya sabe que no soy un sobreviviente de la anterior guerra santa — indico el hombre, — Pero mi maestro si lo fue, y pese a que yo también tenia mucha curiosidad sobre ello, el solo se limitaba a contarme lo que ya sabia — añadió con una pequeña risa de burla. — La derrota de Hades, a manos de usted y el sacrificio de los ochenta y ocho santos — continuo.

 

— Sagitario... Sakurai... — murmuro la joven, al tiempo que sus ojos se iluminaban con un tono celestial.

 

Grande fue la sorpresa de Argos, al escuchar aquel nombre. E inmediatamente se acerco a la Diosa, la cual seguía en ese extraño trance.

 

— Cuanto tiempo ha pasado... desde que no veía este lugar tan calmado — decía de forma inconsciente la muchacha.

 

Tras eso ultimo, esta perdió el equilibrio y el brillo de sus ojos se apagaron, cayendo en brazos de Argos que aun seguía sorprendido por lo que ocurrió.

 

— Por un momento asumió su verdadera personalidad... y pudo recordar el nombre de mi maestro — comento su Ilustrisima, quien cargo en brazos a la joven para llevarla hasta el asiento central del templo.

 

Tras recostarla en el sitio, el hombre se quedo pensativo. Athena estaba por despertar, solo era cuestión de tiempo. Sin embargo Hades ya estaba causando estragos en la tierra, o al menos su poder era el causante.

 

Dirigió su mirada entonces a la entrada del sitio, observando mas allá de las colinas de Grecia, al otro lado del mar, en aquel continente donde el cosmos de Hades se manifestaba con mas fuerza.

 

Su rostro se lleno de preocupación, mientras volvía la vista hacia Athena quien descansaba en aquel sillón dorado.

 

 

New York, Estados Unidos.

 

Central Park.

 

Eran casi las once de la noche, el santo de Plata Ian de Centauro, observaba recostado sobre un barandal el inmenso y obscuro océano. Por su rostro se notaba su decepción, al igual que las heridas en la misma, vestía de civil, sus brazos estaban llenos de moretones y con múltiples cortadas.

 

Ajax se acerco hasta el, su situación no era tan diferente, también tenia heridas visibles por su cuerpo. 

 

El sonido de las olas que se estrellaban contra el puerto era lo único que se oía, ya que ambos solo observaban el paisaje.

 

— Y que si la perdimos, una bestia así fue incluso un rival temible para el mismo Heracles — comento el muchacho.

 

— No es tan fácil niño, la Hidra es una criatura peligrosa, no hay armamento humano capaz de derrotarla — le respondió Ian, — ademas la dejamos con casi seis cabezas — añadió de forma sarcástica.

 

Alejado de ellos, en un muelle cercano se encontraba parado un sujeto, tenia la mirada perdida en el mar. Su rostro presentaba una gran desolación, y su fulgurante cabello plateado parecía iluminarse en la obscuridad.

 

Tenia el cuerpo lleno de heridas, en especial en el brazo derecho, el cual estaba totalmente vendado.

 

Bajo la mirada con gran decepción, recordando lo ocurrido.

 

*FlashBack*

 

La inmensa Hidra la cual estaba dotada con tres cabezas, se erguía de forma imponente frente a los dos santos atenienses, Lykos e Ian.

 

— Si queremos matarla, hay cortarle la cabeza — Comento el santo de Centauro.

 

— Solo debemos adivinar cual es la principal — añadió el dorado.

 

Ambos se separaron después de que la criatura haya atacado con su cola, destruyendo la tierra, elevándola por varios metros.

 

Lykos cerro su puño derecho, cargando su cosmos en el, la cual se manifestó en forma de potentes descargas eléctricas doradas.

 

Por su parte Ian, centro su cosmos en todo su cuerpo. Rodeándose de grandes anillos de fuego.

 

— ¡Yo la paralizo y tu lo atacas! — exclamo el santo de leo, posándose sobre una pequeña fuente de agua, que aun estaba intacta.

 

Seguidamente elevo ambas manos al cielo, y junto con el su cosmos estallo violentamente en una gran descarga eléctrica la cual creo una jaula electrifica alrededor de la Hidra.

 

¨Ilektrikí fylakí: apallagí¨
(Prisión Eléctrica: Descarga).

 

Fue lo que exclamo el santo, mientras que la criatura era violentamente azotada por los relámpagos.

 

¨Corte Incandescente¨

(Pyraktóseos)

 

Tras eso, el santo de centauro se abalanzo sobre las ¨cabezas¨ de la bestia. Imbuido en su propio cosmos y actuando el mismo como una filosa navaja logro decapitar dos de las tres cabezas de la Hidra.

 

Estas cayeron al suelo produciendo un gran estruendo, mientras que el cuerpo principal junto a la cabeza izquierda restante cayeron un instante después.

 

El cuerpo de Ian se apago, mientras que Lykos liberaba su técnica sacudiendo su mano derecha.

 

— Lo logramos — dijo el santo de plata.

 

Antes de que su compañero pudiera decir algo, este fue arrojado al otro lado del parque. Habia recibido un potente coletazo por parte de la bestia, la cual volvía a levantarse.

 

Los dos santos fallaron al cortar las dos cabezas, puesto que ninguna de ellas era la principal. Con un sonido asqueroso, esta regenero cuatro mas.

 

Ahora tenían un grave problema, pues la criatura tenia cinco cabezas, y todas se preparaban para lanzar grandes torrentes de fuego, pues sus fauces comenzaban a teñirse de un amarillo rojizo.

 

Y como un verdadero relámpago, Lykos regreso al campo, propinando un potente golpe en el pecho de la Hidra, lo cual la hizo retroceder varios metros.

 

— ¡Maldita muérete de una vez! — grito Lykos con rabia, pues ese ultimo golpe que la criatura le dio, hizo que su frente comenzara a sangrar.

 

Concentrando todo su cosmos en su puño derecho, el santo de Leo pretendía lanzar su máxima técnica.

 

— ¡Oye necesitamos cortarle la cabeza, no golpearla un sin fin de veces! — exclamo Ian, pues el sabia el funcionamiento del plasma relámpago de Lykos.

 

Ante eso el dorado hizo una mueca de desagrado y dio unos pasos hacia atrás sin dejar de concentrar su cosmos.

 

 

Pero entonces, algo inesperado ocurrió. La Hidra hizo un extraño movimiento encorvan doce hacia atrás y luego a gran velocidad movió sus cabezas hacia adelante abriendo las fauces de par en par, lanzando aquel horrible chillido.

 

Ambos santos se taparon los oídos, pero parecía inútil, pues ahora el sonido se multiplicaba por cinco y penetraba hasta los huesos, haciéndolos vibrar, creando una horrible sensación de dolor.

 

— ¡Maldita sea, voy a atacarlo! — anuncio Lykos preparandoce.

 

Pero entonces, un hilo de sangre bajo por su boca, y seguidamente este sintió como si mil agujas se clavaran en su brazo derecho y casi al instante su cuerpo estaba totalmente paralizado.

 

El santo de leo volteo lentamente la mirada hacia su hombro y ahí estaba para su gran sorpresa. Un colmillo de la Hidra había atravesado como el papel su armadura y se había incrustado en su cuerpo.

 

— Cuando fue que... — Penso este, sintiendo como sus rodillas dejaban de responderle, cayendo al suelo.

 

Ian de Centauro, noto a su compañero caer, y ademas podía sentir como su cosmos comenzaba a disminuir rápidamente.

 

Pero no podía moverse debido al chillido que la Hidra emitía ahora directamente sobre el.

 

 

¨Dragón Naciente¨

 

Se escucho decir, mientras una gran ráfaga de cosmos carmesí impactaba contra la Hidra lanzandola casi hasta el otro lado del parque.

 

Ajax había bajado a ayudar, pese a que su orden era la de evitar que civiles curiosos ingresen a la zona.

 

— Nuevamente tuve que salvarte — dijo de forma graciosa Ajax, refiriendoce a Ian.

 

— Olvídate de mi, Lykos esta peor fue... fue... ve por el y sacalo de aquí — le respondió el Santo de plata, totalmente aturdido.

 

El santo de dragón, se acerco hasta Lykos quien estaba inmóvil en el suelo, seguía consiente pues seguía con la mirada a Ajax quien se acercaba hasta el.

 

El muchacho levanto al santo dorado, y seguidamente saco el colmillo incrustado en su hombro.

 

— Vamos te sacare de aquí — dijo Ajax, colocando el brazo izquierdo de Lykos por sobre su espalda cargándolo.

 

Entonces algo paso zumbando frente a su rostro, y esa cosa se enterró en la tierra a pocos metros de el.

 

Volteo la mirada hacia el lugar en donde estaba la Hidra, y la vio venir a gran velocidad hacia el. Dos de sus cabezas tenían la boca abierta, y las otras cuatro poseían una mirada asesina.

 

Otro silbido cruzo a un lado de su pierna derecha, produciéndole un pequeño corte. No había duda, la bestia estaba lanzando sus colmillos como proyectiles a una velocidad increíble.

 

Lykos escupió sangre, y comenzó a ponerse terriblemente pálido, sin embargo se soltó de Ajax, y se puso de pie frente a la criatura que avanzaba rápidamente.

 

— No es tiempo de ser héroes Lykos, esta vez lo atacaremos juntos — dijo el santo de dragón preparándose.

 

Con la mirada llena de odio, el santo de leo cargo lo que quedaba de su cosmos en ambos puños.

 

Y justo antes que la Hidra los ataque, ambos lanzaron sus técnicas.

 

¨Lightning Bolt¨

(Relampago de Voltaje)

 

¨Dragon Naciente¨

 

 

El ataque de Lykos impacto directamente en la criatura de tal forma que la detuvo en seco, mientras que el dragón carmesí de Ajax lo golpeo desde abajo elevándola varios metros por los aires.

 

Con un estruendoso impacto, la Hidra cayo fuera del parque destruyendo algunos edificios.

 

Lykos volvió a escupir sangre, y luego sucumbió cayendo al suelo inconsciente. Ajax lo levanto, mientras que Ian se dispuso a acabar con la bestia, lanzandoce hacia este intentando cortar de una todas sus cabezas.

 

*Fin del Flashback*

 

Después de quedar inconsciente, el santo de Leo se despertó en el mismo parque horas mas tarde, Ian le informo que la criatura había huido al mar internándose en el.

 

Y el mismo santo de Centauro, había evitado que el veneno paralice su corazón, pues sabia como tratar con esas cosas, tenia que saberlo ya que su maestro era un experto en eso.

 

Tras eso abandonaron el parque, y fueron hacia el muelle.

 

 

Lykos estaba de pie en el muelle sintiéndose culpable por lo ocurrido. Habían dejado escapar a aquella peligrosa Hidra, y por si fuera poco fue vencido por esta.

 

— Aun soy débil... ¡Maldición! — exclamo reventando un poste de luz con su cosmos.

 

— La farola no es un rival digno, Lykos — dijo la voz de Ian a su espalda, este venia acompañado de Ajax.

 

El santo dorado se quedo en silencio, escuchando el mar golpear contra la costa.

 

— Tu orgullo y tu ego como Santo dorado puede ser tu perdición en el campo de batalla chico — comento Ian que se recostaba contra el barandal.

 

Lykos lo miro con unos ojos fulminantes, claramente esas palabras no eran agradables para alguien como el.

 

— Solo te digo la verdad, esa cosa te provoco, y consiguió que pierdas la cabeza, por eso no pudiste esquivar su colmillo — volvió a indicar Ian, esta vez con un tono mas serio.

 

El santo dorado cerro los puños, y se dio media vuelta para dirigirse hacia la ciudad.

 

— Regresamos al Santuario — murmuro, mientras las farolas iban estallando a su paso, producto de su ira y su cosmos que cubría su cuerpo.

 

— En verdad no quiero verlo cuando sea mayor, que temperamento — comento Ian, dándole unas palmadas en la espalda a Ajax.

 

Antes de abandonar el muelle, el santo de dragón se sintió observado, pero decidió no prestarle atención, puesto que estaba en una de las ciudades mas grandes del mundo.

 

Los tres santos se retiraron del sitio sin hacer mucho ruido.

 

 

Mientras que sobre el puente Golden Gate, una figura se posaba en la punta. Sostenía un libro en la mano derecha y un látigo estaba enrollado en su cintura. Su rostro no se observaba gracias al casco que portaba, simplemente se vislumbraban algunos mechones dorados bajo este.

 

— Interesante... — comento, y seguidamente dos pares de alas de murciélago se extendieron a su espalda, desapareciendo instantáneamente.

 

La Hidra escapo al fondo del mar, los santos de Athena han fallado al derrotarla, mientras que un espectro los observaba. El Dios del Inframundo extiende su cosmos por el mundo de forma peligrosa, mientras que Athena aun no despierta totalmente.

 

 

Continuara.

 

d8420733849616ffb973f087087a4e60o.png

 


#153 Ivan de Virgo

Ivan de Virgo

    El Caballlero Dorado Legendario de Virgo

  • 2,961 mensajes
Pais:
Peru
Sexo:
Masculino
Signo:
Virgo

Publicado 15 marzo 2018 - 13:51

El dios del inframundo hará algo muy peligroso al parecer, espero que Athena esté a salva, dormida pero a salvo

 

fue un capitulo bueno


WaoYB6M.png

 


#154 Kael'Thas

Kael'Thas

    y nos despertamos sin saber qué pasa,

  • 6,952 mensajes
Pais:
Chile
Sexo:
Masculino
Signo:
Tauro
Desde:
Santiago, Chile

Publicado 15 marzo 2018 - 17:19

Wow, que Athena esta muy preocupada con lo pueda hacer Hades y además que van hacer ahora la Hidra se escapo 


afegptF.png


#155 T-800

T-800

    Miembro de honor

  • 15,456 mensajes
Pais:
Peru
Sexo:
Masculino
Signo:
Cancer

Publicado 16 marzo 2018 - 17:14

-al parecer poco a poco Athena va recobrando sus memoras del pasado

 

-Que me late que la Hidra escapo por temor a luchar contra la policía--XD

 

-me pregunto quien habrá sido ese espectro

 

-buen fic

 


HtRhFQg.jpg

 

Concurso Santuario Saint Seiya de Fics        YA PUEDEN VOTAR 

 

Ficker's Nobels Awards – 2019     YA PUEDEN   VOTAR 


#156 girlandlittlebuda

girlandlittlebuda

    Souldgodiana de corazón

  • 2,250 mensajes
Pais:
Mexico
Sexo:
Femenino
Signo:
Virgo

Publicado 16 marzo 2018 - 23:11

Creo que las memorias de Athena no sólo incluirán el manejo de su poder como diosa, hay otros recuerdos de los cuales me pregunto si afectarán a su actual reencarnación.

A Lykos todavía le falta aprender mucho como guerrero. Y veo que la intervención de Ajax en el enfrentamiento contra la Hidra no afectó negativamente como me lo temía.

Que bien que tienes algo de tiempo para continuar publicando tu fic Dbicho y que te animaste a participar en las dinámicas.

Te deseo mucha suerte!

ZVUEAsd.jpg?1

 

"Aunque nadie puede volver atrás y hacer un nuevo comienzo, cualquiera puede comenzar a partir de ahora y hacer un nuevo final"


#157 Dbicho

Dbicho

    El Lag nos hace violentos, los videojuegos no.

  • 577 mensajes
Pais:
Paraguay
Sexo:
Masculino
Signo:
Capricornio
Desde:
Capiatá, Paraguay

Publicado 24 marzo 2018 - 11:33

 

En efecto es el cosmos de Hades lo que causa los problemas, y hará cosas terribles en el mundo. Athena estará a salvo por un tiempo, pero después tendrá que luchar, y no sera algo bonito.

 

Gracias!

 

 

No solo Athena inclusive el patriarca lo esta. Y lo mejor que pueden hacer ahora es dejar que la Hidra haga lo que quiera en el mar, ya la perdieron así que es mejor concentrarse en otras cosas.

 

Gracias!!

 

 

Poco a poco la Diosa recordara que es una guerrera jaja.

 

Es que recordó o que le sucedió a Docrates.

 

Es Barlog, o al menos lo es hasta ahora xD.

 

Gracias!.

 

 

Las personalidades de Athena chocaran, básicamente la que es su verdadera faceta de diosa guerrera y la otra que cree que es humana(en otras palabras la que esta actualmente en el fic). Y van a afectarle de forma positiva como negativa... mas lo primero.

 

Al león dorado le falta mucho, pero ira aprendiendo conforme avance el fic. Y a Ajax no lo afecto por que se enfrentaron a una bestia, de haber sido un espectro la cosa cambiaría.

 

Creo que mi tiempo serán los fines de semana xD, que es cuando me sobra mas horas libres, y tratare de participar en mas dinámicas con el tiempo!

 

Gracias Girl!!, ya me pasare por el clan uno de estos días que este libreee, Saludos!!

 

Saludos a todos los lectores del Fic! ^_^  ^_^


d8420733849616ffb973f087087a4e60o.png

 


#158 Dbicho

Dbicho

    El Lag nos hace violentos, los videojuegos no.

  • 577 mensajes
Pais:
Paraguay
Sexo:
Masculino
Signo:
Capricornio
Desde:
Capiatá, Paraguay

Publicado 26 marzo 2018 - 15:14

Cap 22. Aquel que Susurra.

 

Santuario, Grecia.

 

Aquella muchacha pelirroja que había conseguido la armadura de bronce de pegaso ha mejorado notablemente sus capacidades. Al menos ahora era capaz de tener un combate un tanto parejo con uno de los Silver Saints mas fuertes. Chara de Lebreles(Perros Caza).

 

Este era esbelto y con el cabello castaño, se le conoce por tener una gran agilidad en combate y sus sentidos están tan afinados que es muy difícil sorprenderlo por la espalda.

 

Sus ojos café y su carácter rudo y estricto hacia que sea respetado incluso por algunos Gold Saints.

 

Muchos curiosos observaban el entrenamiento entre la joven y el santo de plata. Ambos se encontraban sin armaduras así que no usaban sus técnicas mas fuertes.

 

— Tu hermano fue enviado a una misión, ¿sabes por que no te mandaron a ti? — pregunto Chara, defendiendo ce de los golpes y patadas.

 

— Si planeas hacer que me sienta frustrada solo por que no me escogieron, estas muy equivocado — exclamo Zoe mientras atacaba.

 

El hombre sonrió ante eso y elevo su cosmos superando a la joven en velocidad y con un rápido movimiento la tomo por la espalda rodeando su cuello con su brazo.

 

— Y ahora estas muerta — musito el santo.

 

— Dijiste que no usaríamos el cosmos, maldito mentiroso — le respondió la pelirroja tratando de safar.

 

— Regla numero uno en el campo de batalla, jamas confíes en nadie — agrego Chara, soltándola de golpe. — No importa si es un niño, un anciano, una mujer, o un hombre herido, jamas debes bajar la guardia...— añadió dando unos pasos hacia la muchacha — Como ahora... — Tras eso una explosión provocada por el cosmos del santo de plata, la mando hacia la otra esquina del coliseo.

 

La mayoría que observaba el entrenamiento comenzó a retirarse, sin embargo el espectáculo estaba por comenzar.

 

— Seras un hijo de... — murmuro Zoe levantándose de entre los escombros, — Creo que no va a importante entonces que use mi armadura — añadió cubriendo su cuerpo con un aura celeste.

 

El cosmos de la joven comenzó a aumentar rápidamente, mientras que Chara, no se dejaba impresionar y se mantenía de pie en el mismo sitio con una sonrisa un tanto burlona, pero con una mirada llena de sastifaccion.

 

Las nubes grises comenzaban a azomar por encima de las montañas, y las doce casas empezaban a tener ese aspecto tétrico y silencioso.

 

En el Templo de Aries, Naós se encontraba sentado sobre uno de los pilares rotos, observando el horizonte.

 

Junto a el se encontraba Elnath, el santo de Tauro. De pie y con los brazos cruzados, tenia una sensación de preocupación. Se notaba por su rostro.

 

— El cosmos de Lykos disminuyo de forma drástica, sin embargo se recupero horas después —. Dijo el joven santo de Aries. — me pregunto, ¿Que sera lo que encontraron?. — añadió este.

 

— Lo que sea que se encontraron, dejo mal herido a Lykos, y para hacer eso debió ser alguien fuerte — le respondió Elnath, — Sin embargo, ese muchacho es impulsivo y se deja llevar por la situación, eso puede causarle muchos problemas, por mas que el enemigo sea débil — continuo.

 

— Iré a patrullar las afueras de Rodorio — comento Naós, bajando de un salto de aquel pilar.

 

Tras eso el joven rubio se despidió de su compañero y se retiro al pueblo cercano al santuario.

 

No es un camino largo desde la entrada de los doce templos, la que se tiene que recorrer para llegar a la villa. Pero si uno no conoce bien la zona, podría perderse fácilmente.

 

 

Aposentos del Patriarca.

 

Kauss de Sagitario y Anót de Géminis escuchaban atentamente lo que su Ilustrisima decía. Este les explicaba que la joven Athena había sentido el cosmos de Hades hacia el occidente, junto a otra cosas menos importantes.

 

Tras finalizar la pequeña reunión, ambos caballeros dorados se retiraron del sitio y comenzaron el descenso hasta sus respectivos templos.

 

— Podemos decir que la guerra ha comenzado — comento Kauss.

 

— Te equivocas — le respondió Anót, con un tono de voz mas serio — La guerra comenzó desde el mismo instante en el que Athena nació. — añadió.

 

— ¿Que quieres decir con eso? — pregunto el caballero alado.

 

— Hades nació con ella — murmuro Anót quien tenia la mirada clavada en el horizonte.

 

La mente del santo de sagitario se puso un tanto confusa, ¿como era posible que su mayor enemigo haya decidido nacer junto a ella?. Esas y muchas preguntas rondaban en su cabeza, hasta que su compañero volvió a hablar.

 

— Desde que Athena llego al santuario los espectros y demás criaturas se han multiplicado alrededor del mundo, lo que significa que Hades se fortalece junto con ella —. Se cruzo de brazos y continuo. — Hay una gran probabilidad de que el Dios del Inframundo no este usando un avatar humano y este utilizando su verdadero cuerpo. —.

 

Kauss se enmudeció ante eso y siguió escuchando a su amigo.

 

— Todo por lo ocurrido en la anterior Guerra Santa, y tiene algo que ver con esos dos que acompañaron a Athena hasta el santuario — siguió hablando tras cruzar el templo de Piscis. — Creo que Zoe es algo de Hades y estoy casi seguro que el otro muchacho corre la misma suerte —.

 

Anót se detuvo fuera del duodécimo templo observando la fachada de este.

 

— ¿Entonces estas diciendo que Zoe y Ajax son parte de Hades? — pregunto Kauss intentando hilar todo en su cabeza, — Si es así, debemos detenerlos antes que...— añadió, pero fue callado por su compañero que continuo.

 

— No hasta estar seguros, ya de por si somos pocos los saints activos y si cometemos un error con ellos perderíamos dos piezas importantes —.

 

— ¿Pero y si no? — espeto Kauss frunciendo el ceño.

 

— Esto no lo sabe ni el Patriarca, solo es una hipótesis que yo formule después de leer algunos de los pergaminos de Star Hill — le respondió Anót.

 

El santo de sagitario no se sorprendió que su compañero haya leído algo de la biblioteca que se encuentra en aquel sitio exclusivo para los Patriarcas, pues ya lo había echo con anterioridad.

 

— Si el no lo sabe aun seria mejor decir celo — indico Kauss.

 

— Esperare a que regresen de América, hablare con Lykos y luego con el Patriarca — respondió el geminiano.

 

Ambos se quedaron observando las grises nubes que cubrían el cielo en su totalidad. Eso con suerte significaba una tarde con mucha lluvia.

 

 

En algún lugar de Alemania.

 

El gigantesco castillo que se alzaba en medio de un tupido bosque, lucia cada vez mas lúgubre.

 

En su interior la joven Pandora vestida con su típico vestido negro y una faja de plata en la cintura, sostenía un vaso con alguna bebida. Esta estaba nerviosa, se le notaba por el rostro, y por la forma en la que sostenía el recipiente.

 

A su espalda se encontraba un espectro arrodillado. Tenia el casco con dos cuernos elevados, y tres gemas incrustadas en el. Las alas las poseía extendidas de forma vertical, ese soldado era uno de los tres jueces del inframundo. Aiacos de la Garuda.

 

— Los frutos del jardín de las Hesperides ya se encuentran casi listos, solo nos falta una cosa mas señorita Pandora. — comento el espectro, el cual no se le veía casi el rostro por la sombra que proyectaba el casco.

 

— Mientras que esos Dos no den la orden, no podemos hacer nada mas que esperar — respondió la mujer apoyándose por las cortinas y observando atravez del ventanal.

 

— ¿Usted les teme? — pregunto el juez, de forma un tanto burlona.

 

La muchacha estrello el vaso contra el suelo tras escuchar eso, y seguidamente le ordeno a la Garuda que se retirara, cosa que hizo sin decir nada.

 

— ¡Malditos Dioses Gemelos, siempre se atraviesan en mis planes si tan solo...!— exclamo con rabia.

 

Casi al instante las sombras de dos enormes alas con forma de murciélago se alzaron a espaldas de Pandora.

 

— ¿Que deseas Barlog? — pregunto un tanto molesta.

 

— He localizado el señor Hades — le respondió el espectro con una sonrisa siniestra.

 

El sobresalto de la muchacha fue rápidamente disimulado por la misma, volviendo a preguntar con tranquilidad.

 

— ¿Y cual es su ubicación? —. Pandora se acerco a la ventana posando su mano en el cristal. En su rostro se notaba la gran rabia que sentía, pues los dos Dioses ya debían estar al tanto.

 

— No va a creer en donde se encuentra — comento Barlog, riendo de forma espectral. — Su alma se encuentra dentro de un Santo de Athena — añadió mientras hacia una mueca extraña.

 

Pandora abrió los ojos de par en par y se tomo de la cabeza al escuchar eso. Como era posible que el mismo Rey del Inframundo haya elegido a un santo de athena para ser su recipiente, pero antes de que la joven dijera algo, el espectro volvió a hablar.

 

— Pero me temo que... ese cuerpo no es un recipiente — Se puso de pie luego y se acerco a Pandora con una mirada llena de maldad. — Lo mas probable es que el señor Hades ha regresado con su cuerpo original — añadió.

 

— ¡IMPOSIBLE! — exclamo la mujer, incorporándose y poniéndose literalmente cara a cara con el espectro. — El no sera capaz de semejante estupidez, traer su cuerpo original de los elíseos y renacer como un humano — continuo.

 

— ¿Y si el señor Hades planea acabar con todo este asunto de la guerra santa de una vez por todas? — dijo Hurt, el espectro de Barlog.

 

Quien se saco el casco revelando su melena negra y sus ojos rojos como la sangre.

 

— Necesito hablar con esos dos — dijo Pandora, retirándose de la habitación dejando al hombre solo allí dentro.

 

La muchacha camino por un buen rato entre los pasillos del castillo, abriendo puerta tras puerta, avanzando rápidamente hacia un lugar concreto. Y así lo hizo, llego al atrio principal.

 

Allí sentados a la intemperie se encontraban esos dos Dioses. Hypnos y Thanatos, sentados de derecha a izquierda respectivamente, separados por una mesa de ajedrez, cuyas piezas se movían con sus cosmos.

 

— Supongo que tu despreocupación por los subordinados te llevo a sacrificar a tu alfil — murmuro el rubio.

 

— Y tu extrema cautela te impidió ver como tu reina era aniquilada — añadió el otro.

 

Ambos se miraron a los ojos y casi de seguido la muerte continuo.

 

— Supongo que es un Jaque Mate — colocando su torre a dos pasos del Rey de su hermano, el cual ya estaba acorralado por dos peones.

 

El sueño hizo una pequeña mueca de desagrado, aunque se limito a felicitar a su hermano.

 

Su juego se interrumpió al escuchar las pisadas de Pandora, la cual se la veía un tanto furiosa.

 

— ¡Ustedes lo sabían verdad! — grito esta deteniéndose a unos pasos de las Deidades.

 

Thanatos tenia una mirada fulminante, mientras que la de Hypnos era mas tranquila.

 

— Yo me encargo — murmuro este ultimo, atendiendo al temperamento de la Muerte.

 

Tras eso, este ultimo se puso de pie y se desvaneció en el aire como si de un fantasma se tratase.

 

— Siéntate Pandora, no me gusta que te quedes de pie — indico el Dios del Sueño con suma tranquilidad.

 

La mujer accedió y se sentó en el mismo lugar en donde hace instantes estaba Thanatos. Un escalofrió recorrió su espalda nada mas apoyarse contra la silla.

 

— A que te refieres con que, ¿nosotros lo sabíamos? — pregunto el Dios.

 

Pandora estaba aterrada, tenia a una deidad frente a ella y sabia que podían acabar con ella con un simple chasquido de dedos, pero su ira por saber que Hades estaba en peligro le habían dado las agallas suficientes para enfrentarse a los Gemelos.

 

— Ustedes sabían que el Señor Hades ya había reencarnado en la tierra — indico esta.

 

— Así que es eso — murmuro Hypnos quien observo el tablero de ajedrez, y seguidamente acomodo todas las piezas como para iniciar una nueva partida. — Las blancas mueven primero — añadió sonriendo amablemente.

 

El miedo que la joven sentía se esfumo al ver esa extraña sonrisa en el Dios. Por un momento le pareció ver el rostro de su fallecido padre en lugar del de Hypnos. Tras eso movió uno de los peones hacia el frente.

 

— Hades reencarno el mismo día que Athena lo hizo — comento Hypnos, avanzando con el caballo. — Sin embargo con Thanatos decidimos no actuar, pues el debe tener una razón para hacer tal cosa — añadió, viendo como la muchacha atacaba con el Alfil.

 

— Pero es algo suicida que utilice también su cuerpo mitológico y mas si se ha convertido en un cab...— dijo, pero fue interrumpida por Hypnos.

 

— Sus memorias fueron selladas por el mismo antes de regresar, al igual que su cuerpo mitológico fue convertido en el de un niño — añadió la Deidad, colocando su Reina en posición de Jaque.

 

— Eso es una locura, ¿por que el haría algo así? — respondió Pandora, defendiendo ce con el caballo y sacrificando su torre.

 

Hypnos no dijo nada, pues en ese momento sus piezas estaban siendo acorraladas por las de la joven. Hizo una pequeña mueca de desagrado al ver como sus dos caballos eran arrasados por dos peones.

 

— Supongo que Hades quiere probar que es ser un Humano, eso de lo que Athena tanto habla y luego sacar sus propias conclusiones — comento el sueño, quien sonreía al ver como su Rey quedaba indefenso ante un alfil, un caballo, una torre y el Rey enemigo.

 

— Eso no es algo típico del Señor Hades, sin embargo lo ocurrido en la anterior guerra santa si pudo haber afectado en algo sus pensamientos — comento Pandora, quien sin darse cuenta había ganado la partida de ajedrez.

 

— Eres hábil, no por nada eres la líder de los 108 espectros — dijo Hypnos alabándola, — No te preocupes deja que nosotros nos encarguemos de Hades, tu completa ese plan que tienes entre manos, tienes total libertad — añadió incorporándose con la pieza del rey en su mano derecha.

 

Tras eso su smoking café se consumió en llamas azules y su surplice cubrió su cuerpo. Su imponente figura hizo regresar el temor a Pandora, pero esta recupero las agallas levantándose también de su asiento.

 

— Entonces me retiro — comento la mujer.

 

La Deidad sonrió y tras eso se desvaneció del sitio.

 

No esperaba esto — Penso Pandora, sonriendo con sastifaccion.

 

 

 

Sicilia, Italia.

 

Los tres santos que se habían enfrentado a la Hydra en tierras americanas, ya han arribado a la ciudad Italiana de Sicilia.

 

Los tres vestidos de civiles, caminaban entre la multitud del mercado sin levantar sospechas.

 

Ajax iba al frente, caminaba alejado por el echo de que no se sentía muy bien desde que dejaron el barco.

 

Tu y yo somos uno — susurro una voz en su mente.

 

Eso lo detuvo en seco y seguidamente todo el lugar comenzó a cambiar de forma violenta. El cielo se torno rojo y el pueblo se volvió una basta llanura, la cual recordaba al ambiente del Inframundo.

 

Frente a el muchacho, la figura de un ser encapuchado apareció. Su rostro era cubierto por la sombra de la túnica grisácea que lo cubría. Sin embargo su voz era idéntica a la de Ajax.

 

No huyas de mi, tarde o temprano volveremos a ser uno — le advirtió este.

 

El cual estallo de forma violenta volviendo todo a la normalidad. El corazón del muchacho latía a gran velocidad, mientras que trataba de asimilar lo que acababa de ocurrirse.

 

— ¡Hey!, ¿te encuentras bien? — le pregunto Ian, dándole unas palmadas en la espalda.

 

Lykos lo miro y no dijo nada, mas bien siguió caminando. Mientras que Ajax solamente asintió con la cabeza.

 

La verdad se va revelando poco a poco, los dos ejércitos están preparados y ya han chocado en mas de una ocasión. El futuro de la humanidad pende de un hilo.

 

 

 

 

Continuara.

 

 


d8420733849616ffb973f087087a4e60o.png

 


#159 Kael'Thas

Kael'Thas

    y nos despertamos sin saber qué pasa,

  • 6,952 mensajes
Pais:
Chile
Sexo:
Masculino
Signo:
Tauro
Desde:
Santiago, Chile

Publicado 26 marzo 2018 - 19:12

Me gustaria saber que santo de Athena uso Hades como recipente 


afegptF.png


#160 T-800

T-800

    Miembro de honor

  • 15,456 mensajes
Pais:
Peru
Sexo:
Masculino
Signo:
Cancer

Publicado 26 marzo 2018 - 19:32

-buen combate el de Zoe y Chara

 

-¿Zoe y Ajax son parte de Hades?--ya se que dirán que no soy muy inteligente pero no entendí esa escena--XD

 

-creo que Pandora  en el fondo es feminazi por eso no le gusta recibir ordenes de los dioses gemelos--XD

 

-El plan de hades se parece al que tenia Saturno

 

 


HtRhFQg.jpg

 

Concurso Santuario Saint Seiya de Fics        YA PUEDEN VOTAR 

 

Ficker's Nobels Awards – 2019     YA PUEDEN   VOTAR 






Also tagged with one or more of these keywords: Saint Seiya, Santuario, Guerra Santa, Otros

0 usuario(s) están leyendo este tema

0 miembros, 0 invitados, 0 usuarios anónimos


Este tema ha sido visitado por 38 usuario(s)